· Pan de plátano estilo Starbucks

El pan de plátano o banana nut bread es muy conocido en Estado Unidos (estoy segura de que estáis cansadas de escucharlo en películas y series). Lo tienen también en Starbucks así que si tenéis uno cerca podéis aprovechar y probarlo.
Pero por si queréis animaros a prepararlo vosotras mismas, aquí tenéis la receta. En realidad se parece mucho más a un bizcocho que a pan en sí, pero independientemente está muy bueno y lleva nueces y plátanos que son muy sanos.
Nosotros somos muy dulzones así que cualquier receta de repostería que lleve fruta o verdura es una buena alternativa de cuidarse sin renunciar al postre. En mi casa el bizcocho duró visto y no visto.
Me quemó un poquito en el borde pero de sabor estaba muy bueno
Para que no se queme por arriba he leído un truco que consiste en poner papel de plata por encima los últimos 10 minutos de cocción pero no lo he probado así que no os puedo decir.
Otra de las ventajas de este postre es que gracias a los plátanos se mantiene tierno durante varios días.
 

– 85 gramos de mantequilla a temperatura ambiente
– 200 gramos de azúcar (si es moreno más sano)
– 2 huevos
– 60 gramos de leche
– 300 gramos de plátano (2 o 3 más o menos) Cuanto más maduros más dulce
– 240 gramos de harina (si es integral mejor)
– 1 cucharadita de bicarbonato
– Media cucharadita de sal
– 40 gramos de pasas o nueces troceadas (o incluso combinadas)

Precalentamos el horno a 180º mientras vamos preparando la masa.

Añadimos en el vaso la mantequilla a temperatura ambiente (si os veis apuradas ablandarla un poquito en el microondas), el azúcar y los huevos. Programamos 30 segundos a velocidad 3.

A continuación incorporamos la harina, el bicarbonato, la sal y las nueces. Programamos 10 segundos, giro a la izquierda velocidad 3.

Ya está la masa lista. Vertemos en un molde (preferiblemente rectangular). Podéis untarlo de mantequilla o poner papel para hornear para que sea más fácil desmoldarlo. Introducimos en el horno a 180º durante 45 minutos. Para comprobar que esté listo pinchamos con un cuchillo o un palito, si sale limpio, está preparado.
Dejamos enfriar hasta que temple, desmoldamos y listo para comer.

 

Precalentamos el horno a 180º mientras vamos preparando la masa.
En un bol introducimos los plátanos maduros en trozos, el azúcar y la leche. Machacamos con un tenedor hasta que nos quede puré (no os preocupéis si se notan los trozos de plátano).
En un recipiente a parte tamizamos la harina y añadimos el bicarbonato y la sal, juntando los ingredientes.
A la mantequilla (que esté bien blandita, podéis pasarla un poco por el microondas pero cuidado que se derrite muy fácil) le vamos incorporando los huevos uno a uno. Cuando lo tengamos bien batido añadimos la mezcla de la harina hasta que quede una crema suave.

Finalmente añadimos los plátanos que teníamos reservados en el paso uno y lo mezclamos bien junto con los trozos de nuez o las pasas.

Ya está la masa lista. Vertemos en un molde (preferiblemente rectangular). Podéis untarlo de mantequilla o poner papel para hornear para que sea más fácil desmoldarlo. Introducimos en el horno a 180º durante 40-45 minutos. Para comprobar que esté listo pinchamos con un cuchillo o un palito, si sale limpio, está preparado.
Dejamos enfriar hasta que temple, desmoldamos y listo para comer.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *