· Remedios naturales y otras ayudas para la fertilidad

Hola buscadoras:

Hoy quería dejaros una entrada con remedios naturales que pueden ayudar en la búsqueda del bebé.
Conseguir un embarazo no es sencillo. Hay un porcentaje muy alto de parejas que no lo consigue antes del primer año de búsqueda. Incluso en el momento óptimo de la ovulación, las posibilidades de concepción son del 25%.
Los meses van pasando y la búsqueda se vuelve muy frustrante, así que ¿por qué no intentar algunas cosillas que podemos tomar o hacer que ayudan a la concepción?.
En la lista incluyo ayudas que he ido recopilando a través de consejos en foros, recomendaciones de gente cercana, mi ginecóloga… etc. pero recordad que esto no es una ciencia exacta y que tampoco hace falta hacer/tomar todo ni mucho menos. Como podrás comprobar, muchos suplementos nutricionales están enfocados en las mismas funciones. Puedes probar con los que te resulten más cómodos o más fáciles de encontrar.
Recuerda también que es muy importante contar con asesoramiento médico.
Llevar una alimentación sana y equilibrada es muy importante durante estos meses. Intentar mantener un estado saludable a través de dieta y ejercicio moderado puede ser de gran ayuda. También es recomendable mantener un peso normal.
– Ácido fólico: Es súper importante para prevenir malformaciones tales como la espina bífida. Se comienza tres meses antes de buscar el embarazo y se mantiene a lo largo del mismo. Si quieres más información consulta esta entrada.
Onagra: El aceite de Onagra se extrae de las semillas de la planta con el mismo nombre. Se presenta en perlas y ayuda a regular los ciclos menstruales y mejorar la calidad de los óvulos. Se recomienda tomar 9 perlas diarias, 3 perlas de cada comida. Comprobad que sea extraído mediante presión en frío (lo suele especificar el bote) ya que ayuda a que se conserven íntegramente todas sus propiedades.
Aunque generalmente se recomienda para las mujeres, también mejora la circulación sanguínea en los hombres. Con 1 perla antes de cada comida es suficiente. La onagra no está indicada para el embarazo, conviene tomarla sólo hasta que se confirma la ovulación (aproximadamente los 12-15 primeros días del ciclo).
Maca: Existen varios tipos de Maca, la más indicada para la fertilidad es la maca negra. Puedes adquirirla en polvo o en cápsulas. Está especialmente recomendada en hombres ya que su contenido en zinc, l-arginina y hierro ayudan a mejorar la movilidad y cantidad de los espermatozoides, aumenta la energía y la potencia sexual, mejora la segregación de testosterona… En las mujeres, ayuda a mejorar los niveles hormonales y aumenta el deseo sexual. Al haber varios formatos, lo mejor es preguntar en el herbolario donde la adquiráis la toma diaria. La maca no está indicada para el embarazo, conviene tomarla sólo hasta que se confirma la ovulación (aproximadamente los 12-15 primeros días del ciclo).
Omega 3 o DHA: Los ácidos omega 3 son muy recomendables tanto para los hombres (aumenta la cantidad y calidad de los espermatozoides) como para las mujeres (mejora sus ciclos menstruales). Existen muchos alimentos enriquecidos pero la cantidad de omega 3 resulta insuficiente. Por ello es recomendable tomar un suplemento adicional. También lo recomiendan en el embarazo para ayudar al desarrollo del feto y evitar la depresión post-parto. Sin embargo, yo no considero que durante el embarazo se deba tomar nada sin antes consultar a tú especialista.
Inusitol: Regula los ciclos hormonales y ayuda a una buena maduración y desarrollo de los ovocitos. Es el ingrediente principal del Ovusitol, que también lleva ácido fólico. En el caso del Ovusitol, aunque la caja recomienda un sobre, los ginecólogos recomiendan dos sobres al día.
Germen de trigo: Aporta muchísima Vitamina E. Es recomendable tanto para hombres como para mujeres. Se toma cada mañana una cucharada con un poco de zumo, agua o en los cereales. Esta recomendado en el embarazo así que podéis tomarlo todo el ciclo.

Bebidas isotónicas: La más conocida es el Aquarius pero también existen marcas blancas.  Es recomendable durante la fase lútea (después de la ovulación y antes de la siguiente menstruación). Al estar compuesto de sales minerales evita la hiperestimulación y ayuda a que se recuperen mucho mejor los ovarios. En cuanto a la cantidad he leído recomendaciones diversas, desde una lata a dos litros diarios.- Zumo de pomelo: Natural exprimido. Ayuda a mejorar la elasticidad del moco cervical lo que permite a los espermatozoides una mayor movilidad.

Beber muchos líquidos: Lo mejor es el agua mineral o filtrada. Ayuda a depurar. También hay infusiones recomendadas: la caléndula, damiana o el romero para antes de la ovulación. La milenrama, la alquimia y la ortiga para después de ovular.
Mantén relaciones sexuales frecuentemente: Antes se pensaba que cuanto más tiempo permanecía el hombre sin eyacular, mayor concentración de espermatozoides. Sin embargo, estudios recientes demuestran que la frecuencia de las relaciones sexuales ayuda a mejorar la calidad y movilidad de los espermatozoides. Lo ideal es tener relaciones cada dos días o día sí, día no. Además, los días fértiles son los idóneos para la concepción pero hay casos de mujeres que quedaron embarazadas en otros momentos de su ciclo.
Controla tu ovulación: Estas semanas he ido recopilando diferentes métodos para calcular la ventana fértil. Es muy importante mantener relaciones frecuentes cuando se está ovulando para aumentar las posibilidades de concepción. Los diferentes métodos son: Método Billing (o control del moco cervical),  mediante test de ovulación, temperatura basal, posición del cérvix y método Ogino-Knaus (calendario de control de los días fértiles para lo cual tenéis diversas aplicaciones móviles).
Mantener los pies calientes: Sobre todo durante la fase lútea. Cuando se tienen los pies fríos el cuerpo envía la sangre hacia abajo para calentarlos y es importante que esta esté concentrada en el útero. De hecho, lo ideal es no exponerse a coger frío durante todo el ciclo.
Tomar una bebida caliente: antes de mantener relaciones. Es un mito que proviene de la cultura oriental. Ayuda a relajarse y se supone que facilita la predisposición a mantener relaciones sexuales. Mantiene el útero, las manos y los pies de la mujer calientes.
Pon los pies en alto: después de las relaciones sexuales. Este truco es de sabiduría popular y se supone que ayuda a los espermatozoides en su camino a través del útero a llegar con facilidad a las Trompas de Falopio. Hay que permanecer en esta postura 10-15 minutos y si es posible con una almohada debajo de las caderas.
Postura del misionero: Es decir, el hombre encima y la mujer debajo. Las posturas que favorecen una penetración profunda aumentan las posibilidades de concepción.
Bicarbonato: para contrarrestar la acidez del flujo vaginal y permitir que los espermatozoides puedan alcanzar su objetivo. Se trata de añadir dos cucharaditas de bicarbonato en un recipiente con agua que esté limpio e introducir la solución con una jeringuilla grande (esterilizada y sin aguja, por supuesto) a través de la vagina antes de mantener relaciones. Incluyo este método como curiosidad pero no me convence nada de nada. No lo encuentro seguro.
Estrés: Es muy conocido el dicho: “cuanto más te obsesiones, peor”. Este es un punto muy polémico y con el que no estoy del todo de acuerdo. Si bien es cierto que el estrés afecta al organismo, también hay muchas teorías que rebaten su implicación como factor de infertilidad (puedes ver una entrada relacionada aquí).
A pesar de todo una cosa está clara: mantener una actitud positiva y paciente nos ayudará a disfrutar del proceso de búsqueda y calmar el estrés. Cuidado con la adicción a los pipitest que sólo hace que aumentar los niveles de ansiedad y angustia.
Lubricante vaginal Preseed: Una gran variedad de lubricantes del mercado contienen espermicida. Aún los que no lo tienen, dificultan por su consistencia la movilidad de los espermatozoides con lo cual no son recomendables a la hora de buscar un embarazo. Hay varias marcas que se supone que son compatibles pero después de leer mucho respecto a este tema, el único producto de verdad recomendado que encontré fue el Preseed. Lo malo es que es caro y difícil de encontrar en farmacias físicas.
Hasta aquí la entrada de hoy. Me encantaría que me contaseis vuestras experiencias y los trucos que vosotras seguís e ir ampliando la lista juntas. También si hay algo que no conocíais y os apetece probar.
Un abrazo buscadoras y mucha fuerza para el camino.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *