2 Tarta de zanahoria o carrot cake

La tarta de zanahoria es un postre muy especial ya que al ser una hortaliza su ingrediente principal, la convierte en saludable a la vez que dulce.
A nosotros nos encanta y como últimamente estamos intentando cuidarnos todo lo posible, aprovechamos de vez en cuando a darnos el capricho.
Os dejo la receta para Thermomix y debajo de forma tradicional pero los ingredientes son los mismos.
La decoración la he hecho con fondant, pero podéis prescindir de ella o utilizar avellana o almendra picada o incluso azúcar glass. También podéis poner las dos cosas, eso al gusto.
Perdonad la cutre-foto que fue aprisa y corriendo con el móvil
¡Animaos a hacerla que está buenísima!
Para el bizcocho:
– 280 gr. de azúcar
– La piel de una naranja (sin lo blanco que da amargor)
– 400 gr. de zanahoria, pelada y troceada
– 4 huevos
– 250 gr. de aceite de girasol
– 250 gr. de harina de repostería
– 2 cucharaditas rasas de bicarbonato
– 2 cucharaditas de levadura en polvo
– 1 1/2 cucharaditas de canela en polvo
– 1 cucharadita de nuez moscada
– 1 pellizco de sal
Para la cobertura:
– 50 gr. de azúcar (añade más si te gusta más dulce porque depende del queso puede quedar un poco amargo)
– 80 gr. de chocolate blanco en trozos
-50 gr. de mantequilla (importante que esté a temperatura ambiente)
– 300 gr. de queso crema (tipo Philadelphia)
– 30 gr. de zumo de naranja
Decoración opcional:
– Trocitos de almendra o avellana
– Fondant
Precalentamos el horno a 180º y colocamos papel vegetal en la base de un molde desmontable engrasada de mantequilla por los bordes (yo utilicé uno redondo de tarta).
Bizcocho:
Ponemos el azúcar y la piel de naranja en el vaso bien seco. Pulverizamos 20 segundos, velocidad progresiva 5.7.10. Reservamos en un bol.
Colocamos las zanahorias peladas y cortadas en trozos grandes y las trituramos 5 segundos a velocidad 5. Reservamos en otro plato o bol.
Echamos en el vaso los huevos con el azúcar con naranja pulverizado que habíamos reservado y el aceite. Programamos 30 segundos a velocidad 5.
Añadimos las zanahorias y programamos 15 segundos a velocidad 4.
Incorporamos la harina junto con el bicarbonato, la levadura, la canela, la nuez moscada y el pellizco de sal. Programamos 3 segundos a velocidad 6.
Ya tenemos la masa del bizcocho. La vertemos en el molde y horneamos 35-45 minutos a temperatura 180º. Un truco para saber si está lista es pinchar con un palo de pincho moruno o un cuchillo y comprobar que salga limpio. La dejamos enfriar dentro del molde mientras preparamos la cobertura.
Cobertura:
Puedes saltarte este paso y comer directamente el bizcocho, está también muy bueno.
Ponemos el azúcar en el vaso y pulverizamos durante 10 segundos a velocidad progresiva 5-7-10.
Añadimos el chocolate blanco en trozos y programamos 8 segundos a velocidad 8.
Echamos la mantequilla (si está muy dura, podemos meterla unos segundos con cuidado al microondas) y programamos 1 minuto a temperatura 50º, velocidad 3. Si no se ha derretido el chocolate, programamos 30 segundos más a la misma temperatura y velocidad.
Agregamos el queso, el zumo de naranja y el azúcar que habíamos reservado. Programamos 30 segundos a velocidad 3.
Montaje:
Cuando el bizcocho esté completamente frío, extendemos la cobertura (yo utilicé una lengua pero serviros de lo que os resulte más cómodo) y la dejamos en la nevera un mínimo de 15 minutos.
Espolvorear con los trocitos de almendra o avellana y/o decorar con fondant.
Bizcocho:
Comenzamos como en Thermomix, precalentando el horno a 180º y colocando el papel vegetal y engrasando el molde desmontable.
En comparación con Thermomix, necesitamos que la zanahoria y la piel de naranja estén rayadas lo más fino posible. También es recomendable que tanto el azúcar como la harina estén previamente tamizados.
En un bol grande, batimos los huevos y el azúcar hasta que nos quede una pasta cremosa. Vamos añadiendo poco a poco el aceite mientras seguimos batiendo y el resto de ingredientes progresivamente.
Cuando tengamos una consistencia cremosa, lo vertemos seguidamente en el molde y horneamos 35-45 minutos a 180º hasta que esté dorado por encima. Otro truco para saber si está lista es pinchar con un palo de pincho moruno o un cuchillo y comprobar que salga limpio. La dejamos enfriar dentro del molde mientras preparamos la cobertura.
Cobertura:
Puedes saltarte este paso y comer directamente el bizcocho, está también muy bueno.
Tamizamos el azúcar y derretimos unos segundos al microondas o al baño María el chocolate y la mantequilla.
Añadimos todos los ingredientes en un bol y batimos hasta conseguir una crema.
Montaje:
Cuando el bizcocho esté completamente frío, extendemos la cobertura (yo utilicé una lengua pero serviros de lo que os resulte más cómodo) y la dejamos en la nevera un mínimo de 15 minutos.
Espolvorear con los trocitos de almendra o avellana y/o decorar con fondant.
Espero que os animéis a hacerla y me comentéis si os ha gustado. También me encantaría ver fotografías de como habéis hecho la decoración.

 

2 pensamientos en “Tarta de zanahoria o carrot cake

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *